El vidrio lacado es un tipo de vidrio pintado con una pintura especial que puede ir también vitrificada y que tiene como función obtener un vidrio de color, con distintos grados de acabados que van desde los translucidos a los opacos.

Gracias a esta técnica, en Devitro Europa (fabricantes, distribuidores e instaladores de vidrio en Granada) Granada) cuentan con una amplia variedad de colores en este tipo de vidrio, habitualmente templado/securizado. Los colores disponibles son los que podemos encontrar en todas las cartas de colores estandarizadas, como la carta de colores RAL, PANTONE, NCS, Etc… No obstante, si el cliente busca un color que no se encuentre en estas gamas, puede hacerse bajo pedido para conseguir cualquier otro color.

El vidrio lacado o pintado se destina principalmente a decoración, ya que ofrece unos resultados impresionantes que se alejan de lo que estamos más acostumbrados, ofreciendo un ambiente más moderno y distinguido.

Entre sus distintos usos podemos encontrar el revestimiento de puertas, paredes enteras, paneles de pared cocinas y baños, techos o colocación de todo tipo de mobiliario, por ejemplo, en los muebles de la cocina, del salón o en los armarios del cuarto.

¿Cómo se obtiene el vidrio lacado?

El vidrio lacado, o también conocido como vidrio esmaltado cuando viene vitrificado, se obtiene al tratar una lámina de cristal incolora a la que se aplicará un recubrimiento de laca en una de sus caras. La cara pintada será aquella que se coloque pegada a la pared o al revestimiento de muebles, dando así la imagen de un vidrio coloreado que mantiene el brillo y la transparencia hacia el frente.

¿Cómo se coloca el vidrio lacado?

El vidrio esmaltado suele encolarse fácilmente con siliconas especiales, adhesivos como los utilizados para la colocación de baldosas de cerámica o con adhesivos de doble cara.

Para aumentar su seguridad, en el excepcional caso de que el vidrio sufra algún tipo de rotura, se puede aplicar sobre el vidrio una delgada capa de propileno en el lado opuesto del mismo para que retenga todos los restos y evitar así accidentes más aparatosos.

¿Cuántos tipos de acabados hay?

Tal y como indicábamos en la introducción, contamos con todo tipo de colores, ya que si no aparecen en las gamas con las que trabajamos se pueden pedir.

Respecto a los acabados, los hay de aspecto brillante, mate o satinados, utilizando vidrios esmerilados.

También es posible aplicarle otros procesos como el esmerilado, perforado, cortes, inserciones en vidrios laminados, ingletes y biselados.

Otras características de este material decorativo

El vidrio lacado tiene la peculiaridad de reflejar parte de la luz que absorbe, como un espejo, por lo que crea espacios que visualmente parecen más amplios y luminosos. Así mismo, crea espacios de color, con reflejos y sutiles juegos de luz que pueden combinarse a la perfección con el resto de materiales decorativos de nuestro hogar como el acero, la madera o la piedra.

Usos del vidrio lacado

El vidrio lacado se destina a la decoración de todo tipo de ambientes o lugares como pueden ser las puertas correderas o fijas, mamparas para el baño, estanterías, recubrimiento de paredes, techos, todo tipo de muebles… También es un gran sustituto de los tradicionales azulejos en cualquiera de las estancias del hogar o de nuestro lugar de trabajo que queramos dar un toque más moderno y especial.

Además, al ser un material tan fácil de limpiar y al ofrecer un acabado tan fino, es más que apto para locales comerciales, tiendas, oficinas o restaurantes.



¿Tienes alguna duda? ¡Contacta con nosotros!


Su nombre*

Su e-mail*

Asunto

Su mensaje

He leído y acepto la Política de privacidad

Introduce estos códigos: captcha