Actualmente la variedad en cuanto a la elección de tipos de ventanas y aperturas para estas es muy amplia. De esta forma resulta sencillo encontrar la opción que mejor se adapte a nuestra vivienda y necesidades, pero para ello necesitamos conocer qué ventajas y desventajas tiene cada tipo de apertura de ventanas.

Ventanas fijas, batientes, abatibles, correderas... A continuación hacemos mención a algunas de las ventanas más habituales y destacamos sus características respecto a las demás alternativas. Elegir entre una y otra dependerá de nuestras necesidades y del tipo de estancia en la que se encuentre la ventana en particular. En muchos casos estas aperturas pueden aplicarse también a puertas de balcones, terrazas y otras habitaciones de la vivienda.

Ventanas fijas

Si lo que buscas es una ventana para tu comercio o tu edificio está climatizado, quizá las ventanas fijas sean la mejor opción. Se trata de ventanas que no tiene la posibilidad de abrirse, por lo que están indicadas para habitaciones que no requieran apertura.

Suelen encontrarse en tabiques interiores, locales y otros lugares que necesiten luminosidad, no requieran ventilación y pueda contarse con servicios externos de limpieza, especialmente en plantas superiores.

Elegir las ventanas fijas también son una buena opción en viviendas que quieran disfrutar al máximo de sus vistas, en este caso con grandes ventanales fijos.

Ventanas con apertura practicable o abatibles

Este tipo de apertura para ventanas es una de las más demandadas en viviendas, junto a las correderas y las cada vez más queridas, oscilobatientes.

Las ventanas con apertura practicable son las más tradicionales y permiten una apertura completa. Éstas suelen estar formadas por una o dos hojas de vidrio y tienen la gran ventaja de disponer de un cierre completamente hermético para mejorar el aislamiento térmico y acústico de la casa. Son unas ventanas que facilitan la tarea de su limpieza, además de permitir asomarse a ellas.

En cambio la elección de ventanas con apertura practicable o abatible no están indicadas en estancias con poco espacio, ya que al abrirlas completamente es necesario que la zona de su lateral cuente con sitio libre y no interfieran muebles, objetos decorativos o paredes con las que pueda chocar.

Ventanas batientes

Las aperturas de ventanas de tipo batiente ofrecen una posibilidad de apertura menor. Éstas se abren únicamente por la parte superior de la ventana, inclinándose ligeramente hacia el exterior. Es decir, permiten la ventilación de los espacios pero no asomarse por ellas.

Las ventanas batientes suelen ser elegidas para oficinas, edificios públicos, centros de enseñanza, garajes… Y en estancias en las que no se cuente con espacio suficiente como para abrir la ventana de manera tradicional, con aperturas abatibles o correderas.

Con esta opción hasta los espacios más reducidos pueden contar con una ventana y posibilidad de airearla.

Ventanas oscilobatientes

Las ventanas oscilobatientes cada vez están presentes en un mayor número de hogares, y no nos extraña, ya que ofrecen grandes ventajas.

Estas aperturas para ventanas permiten tanto la apertura lateral de las abatibles como la inclinada.. Por tanto, elegir este tipo de ventanas hace posible el disfrute de las ventajas mencionadas en ambos tipos de aperturas, así como tener la posibilidad de sólo ventilar sin abrir en exceso.

Ventanas correderas

Las ventanas correderas se abren y se cierran desplazándose horizontalmente sobre un carril que se instala en el marco de la misma.

Elegir esta opción es la más acertada cuando la pared es amplia como para permitir dos paneles de vidrio y se quiere disfrutar de una ventana más amplia, pero la zona colindante está limitada por muebles o esquinas.

Se pueden ver en ventanas de todo tipo de estancias, así como en puertas tanto al exterior como interiores. Como desventaja podemos destacar que no cuentan con cierre hermético, por lo que el aislamiento es menos eficaz contra el calor, el frío y el ruido.

Ventanas pivotantes

En este caso, las hojas de vidrio de las ventanas giran en torno a un eje central. Ofrecen grandes niveles de aislamiento por su cierre a presión. Suelen elegirse para  buhardillas y tejados.

Ventanas combinadas

Si te parece que todas las opciones son interesantes, las ventanas combinadas son para ti. Éstas cuentan con hojas de vidrio con diferentes tipos de apertura en la misma ventana: Oscilobatiente, corredera, abatible…

DEVITRO Europa ofrece una amplia variedad de soluciones para la instalación de ventanas tanto en viviendas como negocios.

Visite nuestra tienda en Granada para recibir una atención personalizada.



¿Tienes alguna duda? ¡Contacta con nosotros!


Su nombre*

Su e-mail*

Asunto

Su mensaje

He leído y acepto la Política de privacidad

Introduce estos códigos: captcha