En este post te contamos qué hacer si se rompe una ventana en casa y cómo cambiar el cristal.

El principal motivo por el que cambiar una ventana es que se haya quedado anticuada o que ya no ofrezca el aislamiento térmico y acústico que necesitamos. No obstante, también puede ocurrir que el motivo sea la rotura del cristal, por un golpe, o incluso por la acción del viento. Si te encuentras en esta situación, te interesará saber qué hacer si se rompe una ventana y cómo cambiar el cristal de una ventana rota paso a paso.

¿Cómo tapar una ventana rota?

El primer problema que nos encontramos si se rompe una ventana es el hueco que se queda en la pared. Especialmente si es invierno o hace un día frío, lluvioso o de viento.

  • Lo primero que haremos, en cualquier caso, es retirar con cuidado todos los trozos de vidrio que hayan quedado en la ventana o en el suelo. Así no sólo evitaremos accidentes, sino también que nuestra solución provisional pueda romperse.
  • Utiliza un plástico de gran tamaño y sujétalo en la parte de arriba con ayuda de una buena cinta adhesiva. Si la carpintería de la ventana es de madera, puedes sujetar el plástico con unas chinchetas.
  • Cuando sujetes el plástico en la zona superior, deberás hacer lo propio en la parte de abajo.
  • Para terminar, asegúralo con dos tiras largas de cinta adhesiva cruzadas, pegadas en los extremos.

¿Cómo cambiar el cristal de una ventana rota?

En nuestra cristalería online trabajamos con pedidos a medida para solucionar cuanto antes cualquier tipo de urgencia o necesidad.

Después de despejar la zona, si se rompe una ventana debes buscar una solución permanente. Una opción es encargar el vidrio para tu ventana y colocarlo tú mismo/a, o bien contratar a unos profesionales para que se encarguen ellos de la instalación.

Paso a paso para cambiar el cristal de una ventana

Si optas por colocar el cristal de tu ventana por tu cuenta, te recomendamos seguir estos pasos.

  1. Si no lo has hecho ya, retira cualquier resto de vidrio que haya podido quedar. Con ayuda de una espátula puedes retirar toda la silicona que bordea los cristales, y así se desprenderán también los trozos que se hayan podido quedar unidos al marco.
  2. Mide la ventana. Para que el cristal encaje a la perfección, deberás apuntar todas las medidas de la ventana (ancho, alto y medidas de los marcos). Si contactas con una cristalería especializada en ventanas, sus profesionales podrán indicarte cómo hacer una buena medición y que luego no tengas problema de colocarla.
  3. Elige el tipo de vidrio adecuado para tu ventana. Hacer una buena elección del cristal de una ventana es importante. En este punto también podrá ayudarte contar con ayuda profesional y un buen asesoramiento. Si la ventana era vieja, aprovecha y cambia también el marco.
  4. Coloca el vidrio nuevo. Para colocar el vidrio, tendrás que retirar el perfil de aluminio o junquillo donde irá instalado. Luego puedes ayudarte de masilla para ir fijando el borde de forma segura a la ventana. Para un acabado profesional, utiliza una espátula o los dedos para ir limpiando el resto de producto.
  5. En algunos casos se pondrán las juntas de goma retiradas al principio, para evitar que el cristal se quede suelto.
  6. Utiliza la masilla también para fijar el marco y déjalo secar durante varios días antes de trastear la ventana, para que la instalación sea todo un éxito.

Encargar cristales a medida online

Si necesitas un nuevo cristal para tu ventana, o quieres saber cuánto cuesta cambiar el cristal de una ventana, no dudes en contactar con nosotros. Nos encargamos de fabricar el vidrio a medida que necesitas y llevártelo a casa. También puedes recogerlo en nuestra cristalería en Granada o cristalería en Málaga.

Además, siempre que lo necesites nuestros profesionales se encargarán de instalar tus ventanas con los mejores materiales, para un aislamiento perfecto.



¿Tienes alguna duda? ¡Contacta con nosotros!


[contact-form-7 id="2991" title="Formulario Contacto Después Post"]
Call Now Button